Just another WordPress.com site

el matrimonio.

Mis queridos amigos, hablemos hoy del matrimonio.

La intervención excesiva de la familia en el matrimonio provoca muchos problemas!

Genésis 2:24: Por tanto dejará el hombre a su padre y a su madre, se unirá a su mujer y serán una sola carne.

Desde la creación del ser humano, Dios diseñó el modelo de estructura familiar, dándole una prioridad absoluta al matrimonio por sobre todas las demás estructuras de relación humana.

O sea que de acuerdo al diseño de Dios para la humanidad, el matrimonio debe tener un nivel de unidad tan fuerte y unida, como una sola carne. En toda la Biblia no se habla de ningún otro tipo de relación tan sólida como el matrimonio.

Evidentemente el diseño de Dios para desarrollar la raza humana proviene de un núcleo familiar fuerte entre un hombre y una mujer que a-través del amor desarrollarían una unidad espiritual y emocional capaz de brindarle a los hijos el ambiente necesario para formarse como hijos saludables espiritual y emocionalmente.

La mayoría de los padres podemos dar buenos consejos a los hijos casados, pero con mucho amor, paciencia y sutileza, evitando en lo absoluto imponer esos consejos. Nunca presionarlos para que tomen las decisiones que ellos quieren. Es saludable que los hijos vivan sus propios procesos.

Sin embargo los mejores consejos vienen de nuestro Padre Celestial por medio de su palabra de vida en la Biblia. Las sagradas escrituras son un manual de vida escrito por el diseñador y creador de la raza humana.

Los matrimonios deben escuchar las opiniones de sus padres y los miembros de su familia, pero deben confrontar las opiniones recibidas con la palabra de Dios, porque esta y solo esta es la verdad absoluta. No deben permitir que ningún miembro de su familia ignore o maltrate a su cónyuge, porque desde el momento del matrimonio, tu cónyuge se convierte bíblicamente en tu prioridad, no tu familia.

Es entonces nuestra obligación defender y cuidar el corazón y la estabilidad emocional de nuestro cónyuge antes que el de cualquier miembro de la familia. Hay madres que dicen: pero si yo lo traje al mundo, mi hijo me debe más respeto a mí que a su esposa que conoció mucho tiempo después. Eso es un grave error, porque de acuerdo con Gen 2:24, la prioridad no es un asunto de antigüedad, es un asunto de principios de vida establecidos por nuestro Padre Celestial.

Es bueno y necesario que las nuevas familias compartan con sus padres, hermanos y otros familiares, pero debe mantenerse cierta distancia en las relaciones para evitar que haya abuso o excesos de confianza. Si unos padres ayudan a sus hijos materialmente, eso es excelente, pero eso no les da derecho de intervenir o manipular las decisiones de sus hijos casados.

Si tu matrimonio se ve afectado por la excesiva injerencia de sus familias, ustedes deben hablar al respecto, buscar el consejo sano de un Pastor o Ministro con conocimiento del tema y tomar la decisión de amar a sus familiares, pero mantener una cierta distancia emocional que no influencie sus decisiones.

Tú matrimonio y tu familia es el tesoro más valioso que Dios te ha dado. CUÍDALO!

Hace mucho tiempo, una joven China llamada Leese se casó y fue a vivir con el marido y la suegra. Después de algunos días, no se entendía con ella.

Sus personalidades eran muy diferentes y Lee fue irritándose con los hábitos de la suegra, que frecuentemente la criticaba. Los meses pasaron y Lee y su suegra cada vez discutían más y peleaban.

De acuerdo con una antigua tradición china, la nuera tiene que cuidar a la suegra y obedecerla en todo. Lee, no soportando más vivir con la suegra, decidió tomar una decisión y visitar a un amigo de su padre.

Después de oírla, él tomó un paquete de hierbas y le dijo: “No deberás usarlas de una sola vez para liberarte de tu suegra, porque ello causaría sospechas.

Debes darle varias hierbas que irán lentamente envenenando a tu suegra.
Cada dos días pondrás un poco de estas hierbas en su comida. Ahora, para tener certeza de que cuando ella muera nadie sospechará de ti, deberás tener mucho cuidado y actuar de manera muy amigable. No discutas, ayúdala a resolver sus problemas. Recuerda, tienes que escucharme y seguir todas mis instrucciones”.

Lee respondió: “Si, Sr. Huang, haré todo lo que usted me pida”.

Lee quedó muy contenta, agradeció al Sr. Huang, y volvió muy apurada para comenzar el proyecto de asesinar a su suegra.

Pasaron las semanas y cada dos días, Lee servía una comida especialmente tratada a su suegra. Siempre recordaba lo que el Sr. Huang le había recomendado sobre evitar sospechas, y así controló su temperamento, obedecía a la suegra y la trataba como si fuese su propia madre.

Después de seis meses, la casa entera estaba completamente cambiada.
Lee había controlado su temperamento y casi nunca aborrecía a su suegra. En esos meses, no había tenido ni una discusión con ella, que ahora parecía mucho más amable y más fácil de lidiar con ella. Las actitudes de la suegra también cambiaron y ambas pasaron a tratarse como madre e hija.

Un día Lee fue nuevamente en busca del Sr. Huang, para pedirle ayuda y le dijo: “Querido Sr. Huang, por favor ayúdeme a evitar que el veneno mate a mi suegra. Ella se ha transformado en una mujer agradable y la amo como si fuese mi madre. No quiero que ella muera por causa del veneno que le di”.

El Sr. Huang sonrió y señaló con la cabeza: “Sra. Lee, no tiene por qué preocuparse. Su suegra no ha cambiado, la que cambio fue usted.
Las hierbas que le di, eran vitaminas para mejorar su salud. El veneno estaba en su mente, en su actitud, pero fue echado fuera y sustituido por el amor que pasaste a darle a ella”.

En la China existe un adagio que dice: “La persona que ama a los otros, también será amada”.

La mayor parte de las veces recibiremos de las otras personas lo que les damos y por eso ten cuidado!!!

Acuérdate siempre: “El plantar es opcional, pero la cosecha es obligatoria, por eso ten cuidado con lo que plantas”

Gálatas 6:7 “No os engañéis: Dios no puede ser burlado: que todo lo que el hombre sembrare, eso también segará.”

Que tengáis un buen fin de semana reciban mi bendición en este día.

Padre Miguel Mufrege.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s